Indonesia

Miles de islas volcánicas que albergan playas tropicales, tigres, orangutanes y todo tipo de fauna exótica, además de templos históricos, bailes balineses y una frondosa vegetación: ¡Bali está lleno de maravillas cautivadoras! Y esto sin hablar de sus playas...

Flores por todas partes. En ofrendas, en las aceras, dentro de hojas de banano, ante estatuas, templos, almacenes... ¿Será porque saben que viven en un paraíso? Los balineses rinden homenaje a sus dioses siempre que pueden.
Después de disfrutar de un espectáculo de danza tradicional en el Club, sienta el vibrar de las olas gigantes de Uluwatu, ¡o de un paseo por los arrozales!
El paraíso está dentro del Resort: piscina zen, Club Med Spa by MANDARA, cursos de lengua balinesa, todo a su abasto para disfrutar de la cultura balinesa. Usted elige: un día descubrir la isla y su naturaleza, otro, probar su pericia en el trapecio o jugar a golf, y otro, estirarse bajo una palmera después del Spa... ¿El Edén? ¡Está aquí!

A 1h30 de Singapur, la arena blanca se funde con el agua transparente, las palmeras se mecen suavemente con el viento: estamos en la isla de Bintan.El agua es tan clara como el cielo, la temperatura es cálida, se está de fábula. Al borde de una magnífica piscina, su habitación combina modernidad y tradición asiática.En el Ria Bintan Golf Club, uno de los mejores campos de golf en Asia, situado a cinco minutos del Resort, podrá vivir su pasión por este deporte, mientras que sus hijos aprenden a sostenerse sobre el trapecio volador o pasean a lomos de un elefante - también pueden alimentarlos.